Actualidad

21/01/2016

¿Has probado alguna vez los llampares?

¿Has probado alguna vez los llampares?

Al margen de los mariscos por todos conocidos, en España disponemos de una gran variedad de estos exquisitos manjares, algunos de ellos de los que nadie habrá oído hablar jamás. Es el caso del que os queremos presentar hoy, sólo disponible en los mejores restaurantes de mariscos en Gijón. Hablamos de los llampares o lapas, una variedad de moluscos marinos muy particulares que se pueden comer de distintas formas.

En El Llagar de Begoña ofrecemos este manjar que tiene forma de concha cónica, a modo de sombrero chino, y que vive adherido a las costas del litoral de Asturias, por lo que se come fundamentalmente en los pueblos cercanos al mar. Se trata de un animal herbívoro que se desplaza más lentamente incluso que las tortugas para alimentarse exclusivamente de algas, lo que le confiere un particular sabor a mar, a mar Cantábrico.

Como en todo, hay clases de llampares de mayor calidad que otras. Fundamentalmente hay tres tipos: la patella vulgata, de concha color gris verdoso en su interior; la patella intermedia, con radios marginales en la concha y la patella áspera o blanca, que se caracteriza por el color blanco en su interior. Los de mayor calidad, como suele suceder, son los que se encuentran en las rocas más batidos por las olas y las mareas, por lo que cuanto más difícil de coger, más sabrosas son, especialmente las tempraneras.

A la sidra, al vino blanco o solas con un chorro de limón son algunas de las formas en que se pueden degustar en los restaurantes de mariscos en Gijón estos moluscos marinos que muchos ni siquiera saben que son comestibles, pero que hoy se pueden encontrar en casi todas las sidrerías de Asturias.